Oir en Vivo
CLOSE
An image of a person suffering from armpit pain

Source: masamasa3 / Getty

En Turquía, una mujer ha emprendido un inusual camino hacia la separación matrimonial al presentar una demanda de divorcio basada en la falta de higiene personal de su esposo. Según los informes, el hombre no mantenía hábitos básicos de limpieza, como bañarse regularmente o cepillarse los dientes con la frecuencia adecuada.

Ante esta situación, la mujer decidió acudir al Tribunal de Justicia de Turquía para buscar una solución legal a su problema matrimonial. Presentó sus argumentos ante el tribunal, destacando la incomodidad y el malestar que experimentaba debido a la falta de higiene de su esposo. Afirmó que la situación había llegado a un punto insostenible y que afectaba negativamente su calidad de vida y bienestar emocional.

Sorprendentemente, el tribunal le dio la razón a la mujer y aceptó su solicitud de divorcio. Además, ordenó al esposo compensar a su esposa con una suma de $16.500 dólares como indemnización por tener que soportar la falta de higiene durante su matrimonio.